miércoles, 11 de junio de 2008

Aunque parezca mentira, estresados

Ya suponía que según se fueran acercando los últimos días, los nervios y el estrés irían en aumento. Lo que no me podía imaginar es que por culpa de un crucero (qué bien nos vendrá un poco de relax!!) íbamos a estar tan ocupados a 20 días de salir: despedidas con amigos y familiares, visitas al hospital y al médico, trámites en tráfico, bancos y más bancos, fotocopias, seguros de viaje, tarjetas de crédito, compras, "escanéame esto", más vuelos (cómo no!), el botiquín, huelgas que impiden a nuestros pasaportes volver, dormir poco, un planning para los preparativos!!,... Ahora recuerdo por qué me quiero ir.

1 comentario:

laloybea dijo...

Si en realidad os estais haciendo un favor...luego lo vais a disfrutar EL DOBLE! ANIMO, que no os queda ná!!